lunes, 10 de agosto de 2009

LA DES-EROTIZACION


Definamos: Es el resultado de algo que está funcionando mal? Un pedido de algo?

Vayamos al ejemplo cotidiano mejor. La deserotización es otra cosa, otras cosas...

Es cuando simplemente ya no tenés ganas de estar con alguien.

Es cuando hacés tiempo hasta cualquier hora con tal de no llegar a la cama y encontrarte con NADIE despierto.

Es cuando así y todo, te ubicás en un vértice de la cama con tal que ese otro no te perciba.

Y cuando así y todo, + todo, + otro todo, el otro -que hasta hoy había tenido un sueño tan pesado que jamás le había permitido escuchar durante la madrugada a tus hijos llorar, ni nunca había detectado una noche tuya de insomnio- justo hoy se despierta y te insinúa una noche de sexo.

Es cuando aquello que antes te enfermaba de lujuria, hoy te da algo parecido al asquito.

Es cuando no podés seguirle el hilo a la conversación del otro porque simplemente te torra.

Es cuando preferís que salga y quedarte sola/o en la casa cuando antes hubieras generado un golpe de estado ante la mínima expresión de deseo.

Es cuando preferís que vengan tus suegros antes que comerte el garrón a solas.

Es cuando te das cuenta que quien elegiste ya no te apasiona y no sabés que hacer con eso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada